Nuestra piel del rostro está cada día más expuesta a productos químicos, al polvo y a contaminantes ambientales que llenan de impurezas e irritan nuestra piel. Por ello, es importante al menos una vez al mes realizar una buena limpieza facial para renovar, nutrir y devolverle la vida a nuestra piel. ¡Nada mejor que una vaporización casera a base de plantas naturales para abrir los poros de la piel y realizar una limpieza facial profunda!

Realizar diferentes vaporizaciones para la cara a base de plantas, son una de las técnicas de belleza ideales para eliminar los puntos negros y espinillas, desintoxicar la piel y prepararla para que reciba una nutrición profunda. De esta manera, lograremos tener una piel firme, hidratada y con una apariencia saludable.

¿Cómo hacer una limpieza facial con la ayuda de la vaporización?

En general, estas vaporizaciones para el rostro son realizadas en centros estéticos, pero también podemos hacernos diferentes vaporizaciones en casa para beneficiarnos de las propiedades de algunas plantas y/o aceites esenciales.

Para realizar la vaporización del rostro casera debes:

1. Hervir más o menos 1 litro de agua y agregarle algunas ramitas de plantas aromáticas o aceites esenciales según los beneficios que quieras tener.

2. Cuando el agua llegue a su punto de ebullición y las hierbas hayan soltado su esencia o hayas puesto las gotas de aceites esenciales, coloca el fuego lo más bajo posible. Ahora, acercar tu rostro aproximadamente a 20-30 cm de la olla, tapando con una toalla tu cabeza evitando que salga el vapor y espera durante 3-5 minutos para que tu piel pueda descongestionarse lentamente.

3. Con la ayuda de dos algodones presiona suavemente con la yema de tus dedos las áreas donde tienes concentración de puntos negros o espinillas para sacar los puntos negros de la cara (No utilizar las uñas ya que estas poseen bacterias que pueden irritar aún más la piel). Y repite le vaporización 2-3 veces.

4. Una vez terminada la vaporización limpia tu piel con un algodón y un poco de agua con hierbas. Colócate una mascarilla natural y nutre tu piel con una buena crema hidratante.

¿Qué hacer después de haber realizado mi limpieza facial?

1. Después de haber realizado nuestra vaporización facial, podemos aprovechar que la piel está desintoxicada y apta para recibir más nutrientes para exfoliarla y aplicarnos una buena mascarilla natural para la cara (es importante realizar una mascarilla para exfoliar la cara casera que responda a las necesidades de nuestra piel para nutrirla, limpiarla o hidratarla). Si lo deseas, puedes aprovechar y limpiar tu piel antes de aplicar la mascarilla con la ayuda de una esponja natural, esta limpia y actúa como exfoliante facial natural.

2.  Aplícate un buen contorno de ojos haciendo masajes suaves para favorecer la circulación y evitar las bolsas u ojeras. Te recomendamos el contorno de ojos de Clarins, de Avène o de Hilda Strauss, son buenísimo y muy efectivos.

3. Hidratar la piel con una crema fluida para evitar tapar los poros. Ya saben que no somos fanes de las cremas espesas y con mucho aroma. Puedes usar la crema de Phytomer, de Nuxe o de Caudalie.

4.Hidrátate y come de manera equilibrada. Todo lo que comemos se ve reflejado en nuestra piel. Limpiar nuestro cuerpo también es limpiar nuestra piel para esto ¿Ya ensayaste los zumos verdes?

Después de nuestra limpieza facial y la nutrición de nuestra piel, esta estará renovada y poco a poco iremos recuperando la luz perdida a través del tiempo. Lo importante es ser constantes para poder obtener los resultados deseados.